miércoles, diciembre 5

¿Do you remember, Toto?

Mariano se sumerge en recuerdos de noches en vela, a través de un blog que escribe las crónicas del salón de chat "Literatos" en el portal Starmedia, precursor de la Internet hispana a fines de los '90. "Daphne, Blot, Pedrosophia, Lunis, Sr Olvido, Motita, May" anota el cronista, enumerando nicks cuyos autores hoy, desactivada la sala, se reencuentran en los comments de Blogger.

**

En "Llaneros solitarios", un libro que retrata la escena hacker porteña a mediados de los ´80, los entrevistados cuentan sus primeros contactos con Internet. Conexiones telefónicas a los precarios servidores de ENTEL e ingreso a sistemas hackeados de compañías en Holanda o Sudáfrica, en donde funcionaban salones de chat clandestinos, frecuentados por hackers de distintas partes del mundo. La sensación de estar haciendo historia, y de que nadie, salvo ellos, estaban ahí para contarlo.

**

Benjamin ligaba su idea de experiencia al surgimiento de jergas, es decir, a la emergencia de saberes específicos a partir de prácticas locales, como podían ser la imagen fragmentada del mundo que los chicos armaban a partir de sus colecciones de sellos postales, o las tradiciones orales de los marineros de la época, su erudición en materia de cantinas y burdeles de ciudades portuarias; en ambos casos, formas del cosmpolitismo, bizarros covers de un relato mayor (el mundo) re-escrito a partir de sus pedazos disponibles en un momento dado (de ahí que "experiencia" en Benjamin sea algo concreto, distinto de un juego formal-lingüístico-experimental-abstracto).

**

En la emergente comunidad Facebook, se juntan más nostálgicos para hablar de "MIRAMAR EN LOS 90``S". El grupo tiene 212 miembros, y uno de ellos, Pedro Ugarte, tira líneas: "chicama, rockaway, palmeras, honores, popeye, pibelandia, boycott, mickey, ancar, la granja de ofelia, la peatonal, las escolleras, el muelle, mariachi....sin palabras", y Rochi especifica: "buscar frees para tijuana en la escollera de rockaway.. eso si q es vida..".
Una vez un compañero de trabajo me habló del Hombre Araña de San Bernardo. Me acuerdo que se engancharon dos o tres chicas, emocionadas con el personaje, que era la estrella de un trencito de la alegría que recorría el centro de la ciudad balnearia. Cuando llegué a mi casa esa vez lo busqué en Google, y encontré algunos rastros suyos, como esta nota al pie.

2 comentarios:

mauro m. dijo...

En Neuquén, me acuerdo que lo vi.
un tren de la alegrìa con un tipo disfazado de spiderman arriba.
el otro dìa caminando por acà (por la ciudad autònoma) vi otro tren de la alegrìa con otro spiderman, y me quedè perplejo un rato porque no sabìa donde lo habìa visto antes.

ahora que me enteré que en san bernardo hay otro me acordé.

por qué tantos trenes de la alegría con ese superheroe y no otros?

es raro

saludos!

charly.gr dijo...

para mí que es una disfraz bastante "creíble", es más difícil vestirse de He-Man o Gatubela, me parece.saludos